Compartir

Levon Aronian es el hombre de moda, el único jugador que, en palabras de Kasparov, es capaz de desbancar a Carlsen del número 1 mundial.

Nació el 6 de octubre de 1982 en Ereván: la fría capital situada en la parte oriental de Armenia. Aronian cuenta con una trayectoria impecable: los 12 años con un ELO superior a los 2700 puntos y un pico máximo de 2820, solo al alcance de los dioses del olimpo de la élite del ajedrez.

Su palmarés es envidiable, durante dos años consecutivos, en 2005 y 2006, una encuesta del periódico armenio sport le nombró el mejor atleta de Armenia. Probablemente los genes de su padre, Grigori Aronov, un físico judío y los de su madre, Seda Aronyan, ingeniera de minas, tengan mucho que ver en el éxito del jugador tranquilo.

Aronian desde el punto de vista deportivo.

En 1994 se convirtió en Campeón del Mundo sub 12 en la ciudad de Sheeged, Hungría.

En 1995 ganó el Campeonato Mundial de Rapid y Rapid Chess. En 1996 se convirtió en Maestro Internacional. En 1997, ganó la “Copa Kasparov”. En 1999, se convirtió en campeón de Armenia y pasó a ser integrante de la selección de Armenia, que se convirtiría en campeona de Europa en Batumi.

En el año 2000 ganó el título de gran maestro y fue cuando estalló su nivel de juego que no paró de crecer durante 6 años consecutivos: En 2002 ganó el título de campeón del mundo en el Campeonato Mundial Sub-20 cuando ya estaba viviendo en Alemania pero seguía representando a Armenia, que considera su patria. “En Alemania me siento bien, pero… no es mi patria”. En 2003 se convirtió en el ganador del torneo Mainin en la modalidad de ajedrez Fischer (ajedrez 960).

Pero fue en el año 2005 cuando, después de ganar la prestigiosa Copa del Mundo de  Ajedrez, el nombre de Aronian comenzó a resonar y su ascenso se hizo al romper la brecha que le separaba con la élite del ajedrez.

En noviembre de 2010 superó por primera vez la línea de 2.800 puntos (2.801) y se convirtió en el sexto jugador (después de los Campeones del mundo Garry Kasparov, Vladimir Kramnik, Viswanathan Anand, Veselin Topalov y Magnus Carlsen después), que lograba alzar su reputación junto a la de estos Grandes maestros

En abril de 2015 participó en el Campeonato Mundial por Equipos (Tsakhkadzor), donde el equipo armenio ganó las medallas de bronce y Levon fue el primer jugador en la primera tabla (6 de 9 posibles).

En agosto-septiembre del mismo año realizó una gran actuación en la Supercopa de la Copa de Swansea-2015 (St. Louis, EE.UU.), que fue sumamente alta 22ª. El torneo fue excepcional debido al hecho de que por primera vez la mitad de los participantes – 5 grandes maestros – superó 2800 por su rango personal.

Levon se llevó tres victorias (tres contra Estados Unidos, incluyendo Caruana, So y Nakamura), las otras partidas terminaron en empate y con 1 punto por delante de los competidores más cercanos. Gracias a esta actuación su clasificación individual en el rating internacional aumentó en 19,1 puntos.

Entre el 10 y el 29 de marzo de 2016, Levon Aronian participó en el Torneo de Candidatos para intentar acceder al glorioso match de Campeón del Mundo compartiendo los puestos 4-7 en Moscú. En abril, participó en el torneo Altibox Norway Chess 2016 en Stavanger, (Noruega) obteniendo el segundo puesto detrás de Carlsen.

Y en este año 2017 Levon lo ha vuelto a hacer, ganando la Copa del Mundo de Ajedrez que le da el pase directo al Torneo de Candidatos que se jugará en marzo de 2018 en Berlín.

Sus primeros pasos

Aronian aprendió a jugar al ajedrez a la edad de nueve años con su hermana. Solía ir con ella a competiciones de ajedrez, pero realmente él no competía, la jugadora era su hermana y para que no se aburriera decidió enseñarle a jugar. Este fue el momento en el que surgió su interés. Durante su infancia, su entrenador fue Melikset Khachiyan, actualmente gran maestro. Y después pasó a la tutela del GM Arshak Petrosyan, nombrado mejor entrenador de la FIDE en el año 2011, con el cual Aronian ha dominado muchas de las facetas del ajedrez.

Su familia – la madre de Levon, padre y hermana – ha jugado un papel crucial tanto en la formación de su personalidad como en el desarrollo de su talento en el ajedrez. Especialmente fue su madre, Seda Sarkisovna quien comprendió esto muy pronto, y además entendió que era necesario desarrollar el talento del niño de todas las maneras posibles. A partir de aquí, la familia hizo algo muy poco común: preguntaron a Melikset Khachiyan – en ese momento era un buen jugador de ajedrez y entrenador, graduado del Departamento de ajedrez del estado armenio Instituto de Cultura Física (más tarde Levon también se graduó en la misma carrera) – si quería vivir en su casa para formar al pequeño Levon y éste aceptó. De este modo, Khachiyan se convirtió en el quinto miembro de una familia muy unida que supo mantener tan inusual colaboración creativa durante cinco años completos. Como consecuencia de ello, Aronian disparó sus resultados.

Levon siente un afecto especial por ambos maestros, ya que el primero le enseñó a pensar correctamente y acontrolar sus impulsos en una época en la que pasaba mucho tiempo jugando al ajedrez. Y Petrosyan le llevó a realizar nuevos descubrimientos. Según el propio Aronian: “Me ayudó a entender lo que estaba pasando dentro de mí”.

¿Cómo es Levon Aronian?

Las personas que le conocen hablan de él como una persona modesta y amigable, con la que es muy fácil comunicarse a pesar de tener tanto éxito y de su grandeza deportiva.

Levon es de ese tipo de personas que siempre tienen un montón de amigos a su lado. De hecho, ellos fueron los que le apoyaron para moverse de Ereván a Alemania. “Al principio fue difícil. No sabía si debía jugar ajedrez o no, si me decidiría al cambio. No vi claro el camino de mi vida.”

Ahora acaba de casarse el 7 de octubre con Arian Kaoily quien le define como una persona seductora e intuitiva. Se casó ante Su Santidad Karekin II, que es el patriarca actual de la Iglesia Apostólica Armenia en una emotiva ceremonia. Su Santidad felicitó al jugador por su talento y destacó que su última victoria en la Copa del Mundo trajo una gran alegría a todo el país y señaló que Aronian se ha convertido en la inspiración de muchos niños que aspiran a ser como él.

Levon es una persona satisfecha con su vida, ahora es él quien domina su situación en Alemania: está contento incluso con su salario como jugador de ajedrez, que le permite tener todo lo que necesita… De hecho, el mismo reconoce que le sucede a menudo el encontrarse de buen humor sin entenderlo.

 

Así entrena Levon Aronian

Él dice de sí mismo que antes de una partida siempre se encuentra motivado pero, cuando pierde, tiene la impresión de que no puede volver a jugar más al ajedrez. Una sensación que hemos experimentado muchos, pero que sorprende en la boca de un jugador de la élite.

Aronian es una persona realista, y sabe que el éxito es cuestión de disciplina (la ley de todos los deportes) a pesar de que no es un jugador prototípico en este sentido. El tiempo de entrenamiento lo va graduando en función del tiempo libre pero suele entrenar entre 4 y 5 horas al día sobre todo antes de los torneos. Bastante menos tiempo que los jugadores de su nivel. Eso sí, cuando se encuentra enfrascado en el fragor de una competición prefiere leer, escuchar música y, sobre todo, tocar música clásica y jazz: una de las facetas desconocidas del armenio.

¿Cuáles son las claves de su éxito?

Tal vez la preparación para el jugador armenio no sea tan importante como para otros jugadores a pesar de que reconoce su necesidad. Para él el ajedrez se acerca más al arte que al deporte.

Reconoce no contar con una buena memoria pero consigue compensarlo gracias a sus vastos conocimientos de teoría del ajedrez. Otro de los factores claves de su éxito es la autoconfianza, en Aronian todo su perfil deportivo-ajedrecístico se retroalimenta, cuanto mayores son sus éxitos mayores son sus potencialidades y así lo siente él. Cada victoria es un paso más hacia la obtención de una credibilidad completa en su propio juego.

Pero el secreto es que no hay secretos, como él mismo ha afirmado en distintas entrevistas: “La confianza en tus propias fuerzas es el resultado de años de trabajo” el campeón olímpico y compañero de equipo nacional Vladimir Hakobyan, que ha llegado a ocupar el puesto 50 del mundo de la lista FIDE (en el año 2010), considera que Aronian no ha alcanzado todavía su máximo nivel. ¿Estamos ante el próximo desafío de Magnus Carlsen?

La persona que mejor conoce a Levon Aronian

Es curioso que estemos hablando de una de las personas más talentosas del ajedrez actual y apenas encontremos nada escrito sobre él. Kramnik, Kasparov, Carlsen, Anand disponen de libros de análisis y aperturas pero ¿y Aronian? En el año 2012 Seda Sarkisovna quiso hacerle un regalo inolvidable a su hijo en su 30 cumpleaños y escribió un libro contando todo sobre su vida.

La madre de Aronian. Hace ya muchos años…

En este libro, que prometió ser traducido al español pero que todavía no existe, se nos presenta la historia de un hijo amoroso, un amigo, un ciudadano. A menudo se dice que Levon debe a la flexibilidad del pensamiento por un lado a su origen armenio y, por otro lado, a los genes judíos. Pero el interés por el ajedrez es heredado de su madre…

Gracias al libro sabemos que Aronian es un buen cineasta y tiene grandes conocimientos de música clásica y jazz. Cuando escucha jazz, reconoce claramente qué orquesta está tocando, quién es el intérprete. Lee principalmente literatura filosófica. Le gusta viajar a países exóticos, es vegetariano, no come carne y le gusta mucho el pescado.

Hoy en día Aronian está en el punto de mira de toda la comunidad ajedrecística porque quizás llegue a convertirse en el próximo reto de Magnus Carlsen. Aronian es como un nuevo niño entre gigantes que busca encontrar lo mejor de sí. Su carácter humilde y amigable le podrían abrir un hueco entre los aficionados que a día de hoy ya disfrutan con su juego.

Sergey Shipov sobre Levon Aronian

Levon Aronian es un perezoso diabólicamente talentoso. Le han dado mucho más talento que a otros, y explota hábilmente esa desigualdad de posibilidades al no esforzarse más de lo requerido.

A veces, la obra de Levon es simple, como todo lo que es brillante. Cuando miras sus partidas, tienes la sensación de que tú puedes hacer lo mismo. Pero, por alguna razón, funciona para él 9 veces de cada 10, mientras que para ti no funciona del mismo modo. Es como un mago, y como respuesta a cada jugada de su oponente saca un nuevo as de su manga. Otros GMs también podemos jugar así, pero nuestras mangas solo ocultan treses y sietes.

Aronian está favorecido por los dioses. Por lo general tiene suerte regularmente y por definición. Sus victorias son tan naturales como las derrotas para la mayoría de nosotros. La facilidad con que Levon gana partidas y torneos es una delicia. Pero le hace daño. El gran maestro armenio se ha acostumbrado a actuar con facilidad y espontáneamente, pero a medida que asciende, la pendiente se vuelve más empinada y pronunciada. Con el fin de conquistar la cumbre más alta del mundo, tiene que trabajar más duro. Por ejemplo, en la apertura. En casa.

El hábito de reducir el alcance de su trabajo a jugar sus aperturas favoritas y casi nunca variar su repertorio, es un enfoque práctico. Pero no le permitirá que se dé cuenta de todo su potencial. Estoy seguro de que Levon también es capaz de jugar al nivel necesario, en la región de los 2800 puntos de ELO, en otras aperturas y en otras posiciones típicas. Solo necesita querer y luego dominarlo. Lo que para otros lleva largos años de trabajo minucioso, para Levon podría suponer un par de meses.

Aronian realmente es una persona muy brillante. Es un placer hablar con él, y no exuda negatividad, como lo hacen muchos de sus colegas. Un niño soleado, eso era lo que le llamaban en su juventud. Una vez que se ha convertido en un hombre, Levon ha mantenido esa luz y positividad.

7 Comentarios

  1. Buen análisis! En mi opinión Aronian junto con Maxime Vachier Lagrave son los favoritos para ganar el torneo de candidatos del año que viene

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here